Actualidad, Noticias

El desempleo en Medellín aumentó a 10,3% en el último trimestre de 2018

El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) reveló ayer las cifras del mercado laboral, las cuales muestran una situación poco alentadora, tanto en Colombia, como en Antioquia.

En Medellín y el Valle de Aburrá, en el último trimestre móvil (octubre a diciembre) no se registraba una cifra de desempleo por encima de los diez puntos (10,3 %) desde el 2012, que llegó a ser de 11,1 %. En este lapso, 213 mil personas no estuvieron ocupadas.

A nivel nacional, en el mismo período, el desempleo alcanzó 9,2 %, 2,3 millones de personas en total no tenían una ocupación. En 2012 la cifra de ese trimestre fue igual, 9,2 %.

Con este panorama, las opiniones están divididas. Algunos analistas como Mauricio López, del grupo de Macroeconomía aplicada de la Universidad de Antioquia, e Iván Jaramillo, investigador del Observatorio Laboral de la Universidad del Rosario; coinciden en que los resultados son preocupantes, pero resaltan que las expectativas para este año son el repunte de la economía tanto en Antioquia, como en el país; y esto incidirá en la generación de más empleos, y además, formales.

Sin embargo, para Mario Valencia, director de Cedetrabajo, este año tampoco será para la recuperación económica. El analista prevé que el país se verá afectado por la desaceleración mundial, la guerra comercial entre Estados Unidos y China; y el conflicto con Venezuela.

“Se demuestra que las excesivas políticas de confianza inversionista no están teniendo ningún efecto sobre el bienestar de la población y que en términos generales la economía mantiene un desempeño insuficiente para las necesidades de desarrollo”, resaltó.

Informalidad

Este análisis de las cifras es importante porque permite revisar las principales ciudades y los índices de informalidad.

En cuanto a las personas ocupadas, representan un 58,5 %, y 22,8 millones de personas, tenían un trabajo o estuvieron empleadas al menos una hora, sin importar si fue remunerado el tiempo o no.

“Los últimos meses del año sufrieron una contracción. La economía no está al mismo nivel que en 2017 y prueba de ello es el mercado laborar”, dijo López.

Específicamente, en Medellín y el Valle de Aburrá el desempleo subió a niveles que no llegaba desde hace ocho años (Ver gráfico).

La cifra de Medellín de ocupados tiene la misma proporción que el promedio nacional (58,5 %).

Y en cuanto al subempleo subjetivo, que es el deseo manifestado por el trabajador de mejorar sus ingresos, pero sin una actuación manifiesta, el número de horas trabajadas o tener una labor más propia de sus competencias personales; en la ciudad bajó a 22 %, con respecto al mismo trimestre en 2017, que estaba en 23,9 %.

Los sectores que emplean

En Medellín y el Valle de Aburrá, al igual que a nivel nacional, el sector que más jalona es el de comercio, hoteles y restaurantes, con 567 mil de los 1,8 millones de ocupados. A este le sigue el de servicios comunales, sociales y personales, con 374 mil personas.

En tercer lugar está la industria manufacturera con 338 mil y luego, actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler con 217 mil ocupados. La construcción tiene 148 mil ocupados y transporte, almacenamiento y comunicaciones 143 mil personas ocupadas.

“En Medellín se pone la esperanza en sectores como el de construcción, servicios y otros para el crecimiento de la empleabilidad este año, que es lo que se espera con el control inflacionario y la política de crecimiento económico”, agregó Jaramillo.

A nivel nacional de las 22,8 millones de personas ocupadas, el sector que más demanda mano de obra es el de Comercio, hoteles y restaurantes, ocupando a 5,9 millones de personas; y el de servicios comunales, sociales y personales con 4,3 millones. Le sigue la agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca, con 3.957 personas y la industria manufacturera con 2,8 millones.

El informe arroja que casi la mitad del total nacional de las personas ocupadas, unas 10 mil, trabajan por cuenta propia, A ellos le siguen los empleados particulares, con 8.678 personas

Para Jaramillo, esto demuestra la misma problemática de informalidad y de poca recuperación en cuanto a empleabilidad.

Resultados diciembre 2018

El año pasado, el desempleo cerró en 9,7 % en todo el país, lo que significó un aumento de 0,3 puntos porcentuales, frente al mismo periodo de 2017, cuando el indicador cerró en 9,4 %.

El director del Dane, Juan Daniel Oviedo, señaló que, la población desocupada en promedio se incrementó en 92 mil personas, y las ocupadas en 75 mil personas.

“Ese crecimiento en ocupados se explica en la generación de empleo en ‘otras cabeceras’, que son municipios significativos como Buenaventura y Buga, en el Valle del Cauca; Guarne, en Antioquia; y en las principales 13 ciudades y áreas metropolitanas”, aseguró.

En el resultado, se destacan las mujeres entre 25 y 55 años, los hombres ocuparon el 7,1 % del desempleo nacional y las mujeres el 13,3 %. Ambos presentaron un incremento con respecto al mismo mes del año anterior: 6,7 % y 11,2 %, respectivamente.

“La población inactiva creció en 340 mil. Está el rol protagónico de mujeres que se dedican a oficios del hogar, pasan a inactividad y generan un menor crecimiento de la población económicamente activa”, señaló Oviedo.